Tres pilares de las empresas

Hoy me han hecho un encargo; Manuel envíame un cartel para presentar a unos empresarios con “eso” que tú haces, pero que sea de manera sencilla.

Menuda tarea!! Cómo decir en pocas palabras y de manera sencilla, “eso” a lo que me dedico profesionalmente, con lo complejo que es de explicar, y lo fácil que es de entender cuando se conoce y experimenta.

La Consultoría Sistémica Empresarial pone su mirada en el todo, atendiendo a las partes. El todo siempre es mucho mayor que la suma de las partes y sus relaciones. Según se den las relaciones, así será el clima laboral que se respire, así también, el trabajar a gusto o a disgusto, y por tanto, la facilidad o no de conseguir los objetivos propuestos.

Toda empresa tiene tres pilares donde se sostiene: lo que sabe hacer, lo que le ofrece a los clientes, sin este conocimiento, la empresa no tendría ningún sentido. Pero ahora bien, ¿Qué se hace con eso que se sabe hacer? No es suficiente el saber hacer; ese conocimiento convertido en productos o servicios, debe tener una orientación hacia un objetivo: conseguir unos resultados; este es el tercer pilar, y todo esto, debería ser realizado dentro de un clima empresarial y relacional lo más cohesionado posible, y me atrevo a decir, con personas manifestando sentimientos de alegría por estar dónde y con quienes están trabajando.

Son multitud los factores que intervienen en la supervivencia empresarial y a la vez, mantener un crecimiento adecuado y constante. No siempre es fácil poner el producto y el servicio en manos del cliente, de manera que éste se sienta satisfecho, el empresario a su vez, obtenga el beneficio idóneo y las relaciones laborales entre los principales implicados sucedan en armonía, para que la empresa pueda ir creciendo progresivamente.

Las empresas hacen lo que hacen y viven sus procesos como saben, como siempre lo han hecho, y así están vivas. Así se mantienen en el tiempo, repitiendo siempre los mismos patrones y dificultades. En ocasiones, podemos percibir cierta) tensión o bienestar con la simple entrada a un establecimiento, y dependiendo de estas sensaciones, nos decidamos a comprar o no sus productos.

La Consultoría Sistémica Empresarial como método de análisis, búsqueda de alternativas y resolución de conflictos, es una de las mejores herramientas que conozco para ayudar a los empresarios, gerentes y directivos a tomar las decisiones más idóneas en cada caso. La mirada enfocada en el Todo permite llegar a determinadas conclusiones y al encuentro de soluciones donde otros métodos no llegan.

Aquí os dejo el cartel, espero resulte sintético, sencillo, y de paso, os anime a experimentar este método.

Deja un comentario